Carrito  

Sin producto

Transporte 0,00 €
Total 0,00 €

Newsletter

Latest Posts

view all

Reducir la orina 缩尿 Suō niào

0 Comment
2022-01-03 12:51:06
 

Reducir la orina

缩尿

Suō niào

 

 

Eduard Genís Sol, enero del 2022

 

Sinónimo de detener la enuresis (止遗尿, Zhǐ yí niào), de detener las micciones frecuentes (止尿频, Zhǐ niào pín) y de reducir la orina y detener la enuresis (缩尿止遗, Suō niào zhǐ yí), la aplicación de este método de tratamiento     (治法, Zhì fǎ) procede en caso de enuresis (遗尿, Yí niào) y/o de micciones frecuentes (小便频数, Xiǎo biàn pín shuò) claras y abundantes (小便清长, Xiǎo biàn qīng zhǎng) derivadas de una falta de solidez del Qì del riñón (肾气不固, Shèn qì bù gù) o de un vacío del yáng del riñón (肾阳虚, Shèn yáng xū). Reducir la orina (缩尿, Suō niào) comporta limitar la frecuencia miccional por astringencia.

 

Una falta de solidez del Qì del riñón (肾气不固, Shèn qì bù gù) -o inseguridad del Qì del riñón (肾气不固, Shèn qì bù gù), es un patrón que representa una modalidad de un vacío del Qì del riñón (肾气虚, Shèn qì xū), en la que un Qì del riñón vacío ve debilitada su función de asegurar y astringir (固摄, Gù shè), con lo cual pierde el control de la vejiga y se produce una falta de solidez de la puerta de la esencia; es decir, se desencadena un descontrol de los esfínteres y de los orificios inferiores. El origen más común es la debilidad y el vacío propios de la gente mayor, o bien un vacío generado por toda clase de excesos. Se manifiesta mediante emisiones seminales (遗精, Yí jīng), un flujo seminal incesante (不断滑精, Bù duàn huá jīng), eyaculación precoz (早泄, Zǎo xiè), micciones claras y abundantes (小便清长, Xiǎo biàn qīng zhǎng), micciones frecuentes (小便频数, Xiǎo biàn pín shuò), enuresis (遗尿, Yí niào), incontinencia urinaria (小便失禁, Xiǎo biàn shī jìn) y nicturia (夜尿, Yè niào), descargas vaginales blancas anormales (带下白, Dài xià bái), agitación del feto (胎动不安, Tāi dòng bù ān), una lengua pálida (舌淡白, Shé dàn bái) con la saburra lingual blanca (舌苔白, Shé tāi bái) y un pulso filiforme, débil y profundo (细弱脉沉, Xì ruò chén mài).

 

Los métodos de tratamiento (治法, Zhì fǎ) indicados son suplementar el riñón y contener la esencia (补肾摄精, Bǔ shèn shè jīng) o suplementar el riñón y reducir la orina (补肾缩小便, Bǔ shèn suō xiǎo biàn), según lo que predomine y/o convenga en cada caso.

 

Hay que decir que las diferencias entre un vacío del Qì del riñón (肾气虚, Shèn qì xū) y una falta de solidez del Qì del riñón (肾气不固, Shèn qì bù gù) es que en el primer patrón predominan las manifestaciones más generales (acúfenos, sordera, debilidad lumbar y de las rodillas…); mientras que en el segundo destacan signos más ‘especializados’, como desórdenes urinarios y una falta de solidez de la puerta de la esencia; es decir, un descontrol de los esfínteres y de los orificios inferiores (下阴, Xià yīn).

 

Por otra parte, un vacío de yáng del riñón (肾阳虚, Shèn yáng xū), o debilitamiento del yáng del riñón (肾阳虚衰, Shèn yáng xū shuāi), o insuficiencia de yáng verdadero (真阳不足, Zhēn yáng bù zú), o insuficiencia del origen verdadero (真元不足, Zhēn yuán bù zú) son términos sinónimos para describir un patrón que, en caso de severidad, se renombra como debilidad del fuego de la puerta de la vida (命门火衰, Mìng mén huǒ shuāi) o como origen inferior exhausto (下元虚惫, Xià yuán xū bèi).

 

El riñón almacena el yáng original (元阳, Yuán yáng) y es la raíz del yáng Qì del cuerpo entero. Éste último, el yáng Qì, también es conocido como “el fuego de la puerta de la vida (命门之火, Mìng mén zhī huǒ)”, fuego que despliega una serie de funciones fisiológicas imprescindibles: el calentamiento (温煦, Wēn xù), la vaporización (蒸, Zhēng), la transformación del Qì (气化, Qì huà) y la propulsión (推动, Tuī dòng). Todas estas funciones pueden verse perjudicadas a causa de una insuficiencia constitucional que incida en un vacío del yáng, a causa de la debilidad propia de la vejez, a causa de excesos sexuales, o de un uso inapropiado de remedios amargos y fríos; o bien debido a enfermedades crónicas, o a una transmutación de enfermedades desde otras vísceras y entrañas al riñón, ya que todos los factores mencionados pueden debilitar y vaciar el yáng del riñón; y, con ello, producirse un deterioro del calentamiento, de la vaporización, de la transformación del Qì y de la propulsión. Por lo tanto, un vacío del yáng del riñón (肾阳虚, Shèn yáng xū) puede conducir a múltiples desórdenes funcionales en numerosos aspectos del organismo.

 

Esta situación se puede materializar y manifestar con frío corporal (身寒, Shēn hán), con un rostro pálido e hinchado (面淡白浮, Miàn dàn bái fú), posibilidad de una cabeza y una visión enturbiadas (头目昏, Tóu mù hūn), dolor frío en las lumbares y/o en las rodillas (腰膝冷痛, Yāo xī lěng tòng), dolor e hinchazón de las piernas (腿肿痛, Tuǐ zhǒng tòng), pesadez de piernas (脚重, Tuǐ zhòng), manos y pies fríos (手足清冷, Shǒu zú qīng lěng), micciones claras y abundantes (小便清长, Xiǎo biàn qīng zhǎng), enuresis (遗尿, Yí niào), incontinencia urinaria (小便失禁, Xiǎo biàn shī jìn), o nicturia -o micciones profusas durante la noche (夜间多尿, Yè jiān duō niào)-. A pesar de ello, también cabe la posibilidad de que se produzcan micciones inhibidas (小便不利, Xiǎo biàn bù lì); heces deshechas (便溏, Biàn táng), diarrea crónica (慢性腹泻, Màn xìng fù xiè) o diarrea de las cinco de la madrugada (五更泄, Wǔ gēng xiè) -diarrea del canto del gallo-, un dolor frío en el abdomen menor (少腹冷痛, Shǎo fù lěng tòng) que rehúsa la presión y se alivia con la aplicación de calor, hinchazón por agua (水肿, Shuǐ zhǒng) sobre todo por debajo de la cintura, debilidad del deseo sexual (阳弱, Yáng ruò),  infertilidad (不孕, Bù yùn), menstruaciones retrasadas (月经后期, Yuè jīng hòu qí), menstruaciones escasas (月经过少, Yuè jīng guò shǎo), eyaculación precoz (早泄, Zǎo xiè), impotencia (阳萎, Yáng wěi), emisiones seminales (遗精, Yí jīng), descargas vaginales blancas anormales (带下白, Dài xià bái) -o leucorrea-, una lengua pálida (舌淡白, Shé dàn bái) con la saburra lingual blanca (舌苔白, Shé tāi bái), y un pulso profundo y lento (沉迟脉, Chén chí mài) y, en los casos más graves, sin raíz (无根, Wú gēn).

 

Los métodos de tratamiento (治法, Zhì fǎ) genéricos son calentar y suplementar el yáng del riñón (温补脾阳, Wēn bǔ shèn yáng) y además, en el caso que nos ocupa, también reducir la orina (缩尿, Suō niào).

 

Un vacío del yáng del riñón (肾阳虚, Shèn yáng xū) puede ser el detonante de numerosos mecanismos patológicos (病机, Bìng jī), y uno de ellos son las micciones incesantes (水泉不止, Shuǐ quán bù zhǐ), que se explican de la siguiente manera: el riñón se abre en los oídos y en los dos yīn inferiores (肾开窍于耳及二阴, Shèn kāi qiào yú ěr jí èr yīn) -ano y uretra- y el yáng del riñón se encarga de la transformación del Qì (气化, Qì huà), del calentamiento, de la vaporización y de la propulsión, y, con ello, transforma los fluidos en orina y los transporta a la vejiga, la entraña yáng del agua. El hecho de que el yáng del riñón se encargue de la transformación del Qì supone que también lo hace de la apertura y del cierre de la vejiga y de la eliminación de la orina. Si el fuego de la puerta de la vida (命门之火, Mìng mén zhī huǒ) está debilitado y, con ello, el yáng del riñón deviene insuficiente, carecerá de la fuerza necesaria para asegurar y astringir (固摄, Gù shè) la vejiga, y ello provocará que se produzcan micciones incesantes; es decir, incontinencia urinaria, o micciones frecuentes de largas cantidades de orina incolora. Especialmente durante la noche -periodo en el que el yīn-frío abunda y el yáng Qì decrece-, puede producirse ‘nicturia’-o micciones profusas durante la noche-. Todo ello podrá acompañarse de dolor lumbar y frío corporal, sobre todo en las extremidades.


Respecto a la materia médica (本草, Běn cǎo) necesaria para reducir la orina (缩尿, Suō niào), en el grupo de los remedios que aseguran y astringen (固涩药, Gù sè yào) localizamos el subgrupo de los remedios que aseguran la esencia, reducen la orina y detienen las descargas vaginales (固精缩尿止带药, Gù jīng suō niào zhǐ dài yào). Los remedios que forman parte de este grupo se utilizan para tratar desórdenes en los que hay sustancias corporales que se escapan de forma patológica o bien estructuras que se desplazan fuera de las posiciones que les corresponden; y estos desórdenes incluyen diarrea, orina excesiva, espermatorrea, eyaculación precoz, transpiración espontánea o nocturna, tos crónica, leucorrea, sialorrea y prolapsos del útero y del recto. El sabor ácido y/o el áspero confieren un movimiento centrípeto a estos remedios, lo que explica su astringencia. Así, el sabor ácido (酸味, Suān wèi) posee una acción de astringencia (涩, Sè) que aguanta, retiene lo que se escapa. Esta acción astringente incide en la esfera del Qì, en la de la sangre, en la de la esencia y en la de los fluidos. Por otra parte, el sabor áspero o astringente (涩味, Sè wèi) pertenece al yīn y genera un movimiento centrípeto (浮, Fú) que astringe (涩, Sè) y asegura (固, Gù). Su acción astringente es superior a la del sabor ácido, y, de hecho, el sabor áspero no es más que un sabor ácido muy poderoso que retiene aquello que abandona del cuerpo de forma excesiva o bien patológica.

 

Pero los remedios de este grupo sólo tratan la manifestación; es decir, detienen/controlan la diarrea, la orina, las emisiones seminales, la transpiración, las inundaciones incesantes (o metrorragia profusa) y las descargas vaginales (o leucorrea). Por lo tanto, se deben asociar con otros que traten la raíz del desorden, entendiendo siempre como tal los cuadros de vacío (虚证, Xū zhèng). Ello supone que no deben utilizarse en pacientes que presenten cuadros de plenitud (实证, Shí zhèng) que no se han acabado de resolver, ya que el resultado supondría retener el perverso (邪, Xié) en el interior del organismo y, como consecuencia, empeorar la condición del enfermo.

 

Así, y formando parte del grupo de los remedios que aseguran y astringen (固涩药, Gù sè yào), encontramos el subgrupo de los remedios que aseguran la esencia, reducen la orina y detienen las descargas vaginales (固精缩尿止带药, Gù jīng suō niào zhǐ dài yào); y, entre ellos, los remedios que reducen la orina (缩尿药, Suō niào yào) son los siguientes: Bái Guǒ (白果), el ginkgo, , Fù Pén Zǐ (覆盆子), la fruta de la frambuesa, Jīn Yīng Zǐ (金樱子), el escaramujo, Qiàn Shí (芡实), las semillas de lirio espinoso, Sāng Piāo Xiāo (桑螵蛸), la cápsula de los huevos de la mantis religiosa, y Shān Zhū Yú (山茱萸), el fruto del cornejo. Pero también podemos encontrar remedios que reducen la orina que están ubicados en otros subgrupos de remedios; así, entre los remedios pesados que tranquilizan el espíritu (重镇安神药, Zhòng zhèn ān shén yào), Lóng Gǔ (龙骨), los huesos fosilizados; y, entre los remedios que suplementan el yáng (补阳药, Bǔ yáng yào), Jiǔ Cài Zǐ (韭菜子), las semillas del cebollino, y Yì Zhì Rén (益智仁), el fruto de alpinia.

 

En cuanto a las fórmulas (方剂, Fāng jì) para modificar, en el grupo de fórmulas que aseguran y astringen (固涩剂, Gù sè jì) encontramos el subgrupo de las fórmulas para astringir la esencia y detener las pérdidas (涩精止遗剂, Sè jīng zhǐ yí jì), que tratan la espermatorrea (遗精, Yí jīng), las emisiones seminales nocturnas (晚遗精, Wǎn yí jīng), la incontinencia urinaria (小便失禁, Xiǎo biàn shī jìn), la enuresis (遗尿, Yí niào), y las micciones frecuentes (小便频数, Xiǎo biàn pín shuò), claras y abundantes (小便清长, Xiǎo biàn qīng zhǎng) derivadas de una falta de solidez del Qì del riñón (肾气不固, Shèn qì bù gù) o de un vacío del yáng del riñón (肾阳虚, Shèn yáng xū). Entre ellas destacan el polvo de cápsulas de mantis religiosa (桑螵蛸散, Sāng piāo xiāo sǎn) y, sobre todo, la píldora para reducir el chorro (缩泉丸, Suō quán wán).

 

El siguiente artículo será “Nada más que sangre (只有血).”.

 
0 Comment