Estasis de sangre en el canal del riñón 肾经血瘀 Shèn jīng xuè yū

Eduard Genís Sol, marzo del 2018.

El riñón es la raíz del Cielo anterior (肾为先天殖本, Shèn wèi xiān tiān zhí běn) y, si una enfermedad crónica no se resuelve, acabará afectándolo invariablemente.

La circulación del y de la sangre puede quedar obstruida en el canal del riñón debido a una variedad de causas: un vacío del riñón (肾虚, Shèn xū) que afecte a la transformación del agua- (水气, Shuǐ qì) puede provocar que la humedad obstruya los colaterales del riñón; asimismo, si el yáng del riñón está vacío (肾阳虚, Shèn yáng xū), el calentamiento y la propulsión quedarán afectados, con lo cual el no podrá activar la sangre y se producirá una estasis de sangre (血瘀, Xuè yū) en los colaterales del riñón; de la misma manera, si la esencia del riñón (肾精, Shèn jīng) está agotada y no puede enriquecer, la sangre se espesará y se enturbiará hasta acabar obstruyendo los colaterales del riñón. Por otra parte, los daños internos causados por los siete sentimientos (情志内伤, Qíng zhì nèi shāng) pueden sobrepresionar el dinamismo del (气机, Qì jī) y provocar un estancamiento del con estasis de sangre (气滞血瘀, Qì zhì xuè yū) que bloquee los colaterales del riñón. Adicionalmente, perversos externos (外邪, Wài xié) tales como el viento (风, Fēng), el frío (寒, Hán), la humedad (湿, Shī) o el calor (热, ) pueden alojarse en el riñón para dañar los vasos sanguíneos y ralentizar el flujo de la sangre, provocando así una obstrucción por estasis en los colaterales del riñón. Finalmente, si determinadas sustancias como la humedad-calor (湿热, Shī rè), la humedad turbia (湿浊, Shī zhuó) o las mucosidades turbias (痰浊, Tán zhuó) se acumulan en el cuerpo durante largo tiempo, también pueden obstruir la circulación del y de la sangre en el canal del riñón.

Todas estas condiciones pueden causar una estasis de sangre en el canal del riñón (肾经血瘀, Shèn jīng xuè yū) que, en función del grado de obstrucción provocado por dicha estasis, podemos diferenciar entre:

- Estasis de sangre dañando las lumbares (血瘀伤腰, Xuè yū shāng yāo).

- Estasis de sangre acumulada en el riñón (血瘀积肾, Xuè yū jī shèn):

a) Estasis de sangre dañando las lumbares (血瘀伤腰, Xuè yū shāng yāo): Las lumbares son la casa del riñón (腰为肾之府, Yāo wèi shèn zhī fǔ). Tanto los golpes y caídas (跌打, Diē dǎ) -o traumatismos- como los daños derivados de los accesos de cólera (怒, ), o las acumulaciones de sustancias patógenas, todos ellos pueden inhibir el flujo del y de la sangre en el canal del riñón. Si una estasis de sangre (血瘀, Xuè yū) lo obstruye en la región lumbar, ni el ni la sangre podrán circular libremente y ello producirá un dolor lumbar punzante (刺腰痛, Cì yāo tòng) de localización fija que aumenta con la presión. En los casos moderados, inhibe la extensión y la flexión; en los graves, el dolor es intenso e impide girar el tronco en ambos sentidos. Hay que tener en cuenta que el yáng Qì es más exuberante durante el día, con lo cual la circulación de la sangre, aunque más ralentizada, propicia que el dolor lumbar sea soportable; sin embargo, durante la noche el yáng Qì es más débil y el movimiento de la sangre se ralentiza hasta el punto de agravar la estasis de sangre y, con ello, producir un dolor lumbar intenso. Este cuadro puede acompañarse de una lengua morada y oscura, con máculas de estasis y de un pulso rugoso (涩脉, Sè mài).

b) Estasis de sangre acumulada en el riñón (血瘀积肾, Xuè yū jī shèn): Para que la esencia y el del riñón sean abundantes y que, con ello, los líquidos puedan distribuirse adecuadamente por el organismo con el objetivo de mantener las funciones fisiológicas del cuerpo, es necesario que el y la sangre circulen de forma incesante dentro del riñón. Si hay una estasis de sangre acumulada en el riñón (血瘀积肾, Xuè yū jī shèn), el no podrá penetrar en esta víscera, la sangre no podrá circular y el del canal se detendrá; ello se manifestará con un dolor lumbar punzante (刺腰痛, Cì yāo tòng) y con una plenitud abdominal (腹满, ) que irradiará hasta la espalda. Además, si el se ha acumulado en el riñón, no podrá permanecer quieto en él; sino que, contrariamente, se moverá en todas las direcciones, ascendiendo y descendiendo. Ello se manifestará con una hinchazón del abdomen menor (少腹, Shǎo fù) que se extenderá hacia la región de debajo del corazón (心下, Xīn xià). Este cuadro recibe el nombre de “ del cochinillo corredor (奔豚气, Bēn tún qì)” o, simplemente, “cochinillo corredor (奔豚, Bēn tún)”. Puede acompañarse de una lengua morada y oscura con máculas de estasis y de un pulso de cuerda (弦脉, Xián mài) o rugoso (涩脉, Sè mài).

* Este artículo es un pequeño fragmento de nuestro libro de próxima aparición “Las manifestaciones de las vísceras (脏象, Zàng xiàng)”.

eduard@medicinachinahoy.com

Esta entrada fue publicada en Mecanismos patológicos. Guarda el enlace permanente.